Soporte y descargas

Si necesitas contactar con nosotros, puedes hacerlo mediante los datos de email y teléfono que te facilitamos a continuación. Para la resolución y gestión de incidencias, puedes ponerte en contacto con soporte@nubhora.com. Además, puedes descargarte la APP de Nubhora en Google Play y APP Store.

s f

Contacto
902 116 981
info@nubhora.com
Síguenos
 . Normativa  . ¿Cómo solicitar una reducción de jornada laboral? Te contamos todo lo que necesitas saber
Reducción de jornada laboral 2022

¿Cómo solicitar una reducción de jornada laboral? Te contamos todo lo que necesitas saber

Tras el impacto de la Covid-19, la conciliación laboral y familiar ha tomado relevancia. Es por ello que muchos empleados se plantean a día de hoy reducir su jornada laboral y disfrutar de un mayor equilibrio en su día a día, mejorando su bienestar emocional.

Reducción de jornada laboral: ¿Qué es?

La reducción de jornada es un derecho individual del que disponen todos los trabajadores y se encuentra especificado en el artículo 37.5 del Estatuto de los Trabajadores. Con esta reducción laboral, los empleados que la soliciten podrán dedicar parte del tiempo que tenían que dedicar al trabajo a los motivos por los cuales se ha solicitado la reducción del horario, logrando una mayor conciliación.

Durante el último año, según el Instituto Nacional de Estadística, los principales motivos por los que los trabajadores contaban con reducción de jornada laboral han sido sobre todo por la necesidad de cuidar a niños, adultos enfermos, personas incapacitadas o mayores. Pero existen más escenarios en los que se puede solicitar la jornada reducida, que veremos más adelante.

Cabe destacar que hasta el año 2019, la única forma de adaptar el horario era mediante reducciones horarias. A día de hoy, existen otras posibilidades como la reorganización de la jornada para lograr la conciliación sin tener que reducirla ni contar con menos ingresos a final de mes.

¿Quién puede solicitar una jornada reducida?

Es importante destacar que, a pesar de que en este artículo queremos facilitar información sobre la reducción de jornada laboral de cara a los empleados, debemos destacar que las empresas también pueden solicitar la reducción de jornada de sus empleados.

Según el artículo 47 del Estatuto de los Trabajadores, las empresas pueden aplicar la reducción de jornada por causas económicas, técnicas, organizativas, de producción o derivadas de fuerza mayor.

Tipos de reducción de jornada laboral 2022

A continuación, veremos los distintos tipos de reducción de jornada laboral que existen. No todos se recogen en el Estatuto de los Trabajadores, pero por ley el trabajador o la trabajadora podrá solicitar la reducción de jornada con tal de garantizar su conciliación.

Antes de empezar, es importante destacar que si dos o más trabajadores de una misma empresa redujeran su jornada laboral por el mismo motivo, la empresa puede limitarlo por razones justificadas en referencia al funcionamiento de la empresa.

Reducción de jornada por maternidad

Cuando nos referimos a la maternidad, hay distintos motivos por los que se puede solicitar: para cuidar a hijos prematuros y hospitalizados tras el parto y por lactancia. Actualmente, las condiciones para este tipo de jornada reducida son:

Reducción laboral por cuidado de hijos prematuros y hospitalizados tras el parto

En el caso de partos prematuros o que por algún motivo los recién nacidos deban permanecer hospitalizados, uno de los dos progenitores tendrá derecho a ausentarse del trabajo una hora al día.

Podría darse el caso de ampliar la hora diaria a dos, pero no superarlo.

Reducción de jornada laboral por lactancia

En relación con el anterior, también se puede solicitar una reducción de jornada laboral hasta que el hijo recién nacido cumpla los 9 meses. Hasta entonces, los trabajadores podrán ausentarse una hora al día o dos medias horas.

Estas condiciones, además de en los casos de parto, también se aplican en adopciones y acogidas. En el caso de que se tenga más de un parto, adopción o acogida con las mismas circunstancias, el permiso se alargará de manera proporcional al número de hijos en cuestión.

También, existe otra opción a la hora de reducir la jornada: acumular las ausencias en jornadas completas. Para ello, se deberá negociar y acordar con el departamento de recursos humanos.

En el caso de que los dos progenitores trabajen, solamente podrá solicitar la reducción de jornada laboral uno de ellos.

Reducción de jornada por guarda legal

Es uno de los motivos más comunes de reducción de jornada. Tienen derecho a solicitarlo aquellas personas que tengan a su cargo hijos de hasta 12 años o a una persona con discapacidad física, psíquica o  sensorial, que no desempeñe una actividad retribuida.

Reducción laboral por cuidado directo de un familiar

Aquellas personas que tengan que cuidar a familiares de hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad, podrá hacerlo.

En estas situaciones, los motivos por los que se deba cuidar al familiar deben ser por razón de edad, accidente o enfermedad que impida a la persona en cuestión valerse por sí misma, además de no desempeñar ninguna actividad retribuida.

Cambios de horario con la reducción de jornada laboral

Reducción por cuidado durante hospitalización o tratamiento continuado

En el caso de que el trabajador tenga que cuidar a un hijo por hospitalización de larga duración y/o tratamiento continuado por padecer alguna enfermedad  grave, podrá solicitar una jornada reducida hasta  que el menor cumpla los 18 años.

Se podrá pedir y/o negociar que se acumulen jornadas completas si el convenio colectivo lo permite, pero en cualquier caso el salario disminuirá de forma proporcional al menos la mitad del tiempo que dure la reducción de jornada.

Reducción en casos de víctimas de violencia de género o terrorismo

En el caso de haber padecido violencia de género o ser víctima de terrorismo, los trabajadores que tengan la acreditación correspondiente tienen derecho a reducir su jornada, así como de redondear el tiempo de trabajo con medidas como la adaptación del horario, horario flexible u otras medidas con las que cuente la empresa.

Para ello, se debe consultar el convenio colectivo o los acuerdos entre la empresa y los representantes de los trabajadores. En el caso de que no se llegue a ningún acuerdo, es el propio trabajador quien solicitará lo que considere oportuno.

Jubilación parcial

En el caso de querer optar a la jubilación parcial, tal como establece la Ley General de la Seguridad Social, se puede solicitar una reducción horaria. Ésta, debe ir acompañada de una reducción de salario que variará entre un mínimo del 25% y un máximo del 50%.

Además, la empresa deberá contar con un contrato de relevo para cubrir la jornada que queda libre del trabajador que se jubila parcialmente.

Reducción de jornada laboral por enfermedad del trabajador

Este tipo de reducción no se recoge en el artículo 37.5 del Estatuto de los Trabajadores, pero el trabajador puede solicitarlo ya que puede aparecer en los convenios colectivos. Por lo tanto, cualquier trabajador que haya sido diagnosticado con alguna enfermedad crónica y le impida u obstaculice el cumplimiento de su jornada, podrá solicitar una reducción.

Reducción laboral por estudios

Este tipo de reducción no existe, pero se puede solicitar una adaptación de la jornada laboral para poder asistir a cursos formativos. Para ello, se debe formalizar un contrato de formación y aprendizaje con el que el trabajador o trabajadora podrá destinar hasta un 25% de su jornada laboral dicha formación.

A diferencia de las causas comentadas hasta ahora, como la adaptación de jornada no es exactamente lo mismo que la reducción de jornada, quien la solicite no tendrá ninguna repercusión en el salario.

Reducción de jornada laboral voluntaria

Por último, encontramos la reducción de jornada laboral voluntaria. Todas aquellas personas que quieran solicitar una reducción de jornada, a pesar de no contar con ninguno de los motivos comentados anteriormente, podrá optar a una reducción de su jornada.

Para ello, el trabajador deberá notificar al departamento de recursos humanos su solicitud y negociarla, demostrando que esta decisión no repercutirá ni en la productividad ni en la motivación del trabajador.

Cambios de horario con la reducción de jornada laboral

Reducción horaria por cumplimiento del «Plan ME CUIDA»

En este artículo, también queríamos añadir el “Plan ME CUIDA”. En el Real Decreto-ley 18/2021, de 28 de septiembre se recogen los derechos de adaptación y reducción de jornada para garantizar la conciliación en circunstancias excepcionales como consecuencia del Covid-19.

Tienen derecho a pedir la aplicación del “Plan ME CUIDA” aquellos trabajadores que deban cuidar de su pareja, hijos, hermanos, abuelos o nietos que necesiten estar confinados y cumplir con la cuarentena por contagio o contacto con positivos.

Gracias a este plan, los trabajadores podrán adaptar su jornada o reducirla. En el caso de adaptar su jornada, hay varias formas de llevarlo a cabo:

  • Cambiar los turnos de trabajo.
  • Cambiar el horario del trabajador.
  • Optar por un horario flexible.
  • Partir la jornada o hacerla continuada.
  • Cambiar de centro de trabajo.
  • Hacer teletrabajo u otro modo disponible por parte de la empresa.

En el caso de preferir la reducción, tal y como hemos visto hasta ahora, se aplicará la disminución correspondiente del salario base del trabajador.

Para que se acepte la solicitud de ambos casos, se deberá justificar. Para la reducción horaria, comentábamos que se debe avisar con 15 días de antelación mínimo, pero para el “Plan ME CUIDA” el período desciende hasta 24 horas antes y puede afectar hasta el 100% de la jornada del trabajador.

Además, se contemplan dos casuísticas extraordinarias para aplicar el “Plan ME CUIDA”:

  • Cuando se adopten medidas por COVID-19 que impliquen cerrar colegios y se necesite cuidar de los hijos.
  • Cuando la persona responsable de cuidar a su pareja o familiar de hasta segundo grado del trabajador no pudiera seguir por causas justificadas relacionadas con la COVID-19.

A día de hoy, según el Real Decreto-ley 18/2021, de 28 de septiembre el “Plan ME CUIDA” se ha prorrogado hasta el 28 de febrero de 2022. Conviene consultarlo en el momento que se necesite información para comprobar que no haya habido modificaciones o actualizaciones en la normativa.

Reducción laboral por parte de la empresa o ERTE

Por último, comentamos el tan famoso ERTE o Expediente de Regulación Temporal de Empleo que a muchos nos ha tocado sufrir durante la pandemia. En este tipo de reducción horaria, es la empresa quien decide llevarla a cabo y se da en aquellos casos en los que la empresa tiene que hacer frente a situaciones extraordinarias que afectan a su productividad, como lo fue el estado de alarma el pasado marzo de 2020.

En este caso, se puede hacer una reducción laboral o directamente suspender la actividad. En el caso de la reducción, el empleado contará con menos horas en su jornada diaria o contará con una semana laboral más corta. En cualquier caso, el mínimo de reducción que se puede establecer es del 10% y un máximo del 70% de la jornada habitual de los trabajadores.

¿Cómo afecta al empleado la reducción de jornada reducida?

Salario

Sabemos que el salario es una de las principales preocupaciones cuando un empleado se plantea pedir la reducción de jornada.

A pesar de que la reducción de jornada laboral sea un derecho para los trabajadores, el salario se verá afectado de manera proporcional a la reducción pactada con el departamento de recursos humanos. Es decir, si por ejemplo quieres solicitar una reducción de jornada del 50%, tu salario también reducirá en un 50%.

Esta reducción afectará al salario base, pero en el caso de contar con pagas extras, también se deberá restar la parte proporcional.

En cualquier caso, si un trabajador cuenta con un plus de transporte u otro tipo de gasto que se mantiene a pesar de contar con la reducción horaria, no deberán cambiar.

Cotización de la Seguridad Social

Cuando un empleado reduce su jornada laboral, también se verán reducidas varias cotizaciones de la Seguridad Social como:

  • Jubilación.
  • Incapacidad temporal y permanente.
  • Muerte y supervivencia.
  • Maternidad/paternidad.

Solo en el caso de aquellos trabajadores que hayan reducido su jornada laboral por cuidar a menores o a personas con discapacidad durante 2 años y un año respectivamente, la Seguridad Social contará con el 100% en las cotizaciones que acabamos de especificar.

Prestaciones de la Seguridad Social

Una buena noticia es que la reducción no afecta a la prestación por desempleo. En el caso de que haya un despido por parte de la empresa y se termine la relación laboral mientras se está en un régimen de reducción laboral, se cobrará la misma prestación por desempleo que se recibiría en el caso de no estarlo.

Tramos de reducción de jornada

A la hora de establecer la reducción de jornada, se suelen utilizar 4 tramos distintos:

  • Reducción 1/8: Equivale a 35 horas semanales y 6,12 horas diarias en vez de 7.
  • Reducción 2/8: Equivale a 30 horas semanales y 5,25 horas diarias en vez de 6.
  • Reducción de 3/8: Equivale a 25 horas semanales y 4,37 horas diarias en vez de 5.
  • Reducción 4/8: Equivale a 20 horas semanales y 3,5 horas diarias en vez de 4.

Esto no implica que no puedan darse otros casos, pero siempre tendrán que estar dentro del horario marcado en el calendario laboral de la empresa.

¿Cuánto dura la reducción de jornada?

La duración de la reducción de jornada dependerá del motivo por la cual se solicite. Como hemos visto, hay diferentes medidas. A continuación, mostramos una tabla resumen con las distintas modalidades y duraciones actualizadas:

Reducción de jornada laboral por maternidad: cuidado de hijos prematuros y hospitalizados tras el partoHasta que el hijo recién nacido se recupere.
Reducción de jornada laboral por maternidad: lactanciaHasta que el hijo o hijos implicados cumplan 9 meses.
Reducción de jornada por guarda legal (cuidar a un hijo o persona con discapacidad)Hasta que el hijo cumpla 12 años. Para personas con discapacidad no existe límite de tiempo.
Reducción de jornada por cuidado a un familiarNo existe límite de tiempo.
Reducción de jornada por cuidado durante hospitalización o tratamiento continuadoHasta que el hijo cumpla los 18 años.
Reducción de jornada víctimas de violencia de género o terrorismoNo existe límite de tiempo.
Reducción de jornada laboral por enfermedad del trabajadorMáximo 2 años.
Reducción de jornada laboral voluntaria o de mutuo acuerdoVaría según el caso de cada trabajador.

A pesar de tener estos tiempos establecidos, se puede finalizar la reducción de jornada antes de tiempo, siempre y cuando se avise a la empresa con los 15 días de antelación que comentábamos.

¿Cómo solicitar la reducción de jornada laboral?

El trabajador o trabajadora que quiera hacer una reducción horaria lo debe pedir al departamento de recursos humanos o a la empresa con mínimo 15 días de antelación y por escrito. En el caso de querer hacer una reducción de jornada laboral voluntaria, es necesario especificar claramente los motivos concretos por los que se quiere realizar el cambio de jornada.

En cuanto al escrito, no existe ningún modelo oficial, pero debería recoger la siguiente información:

  • Citar el apartado 5 del artículo 37 de la Ley del Estatuto de los Trabajadores.
  • Especificar que se quiere hacer una reducción de la jornada laboral.
  • Indicar la fracción o porcentaje en la que se quiere reducir la jornada.
  • Indicar la fecha a partir de la cual se quiere hacer efectiva dicha reducción (15 días después de la fecha de entrega o envío de la solicitud).
  • Nombre y apellidos del trabajador, DNI y firma.

Cuando se apruebe la reducción de jornada, el trabajador deberá informar del cambio a la Seguridad Social para poder contar con ventajas adicionales relacionadas con el desempleo.

En el momento que se quiera prescindir de la reducción de jornada, el trabajador deberá avisar también con 15 días de antelación o el plazo que determine el convenio colectivo, de la fecha a partir de la que el período de reducción terminará.

Herramientas para gestionar la reducción de jornada laboral

¿Qué hacer si la empresa no acepta la reducción de jornada?

La reducción de jornada laboral es un derecho que tienen los empleados, por lo que la empresa no debería oponerse a aceptar la solicitud o negociarla.

En este caso, si la empresa deniega la solicitud, el trabajador tendrá 20 días hábiles (de lunes a viernes, no festivos) desde que se haya hecho la solicitud para realizar una demanda.

¿Cómo afecta a la empresa la reducción de jornada laboral?

A pesar de que las solicitudes de reducción de jornada se hagan con un mínimo de 15 días de antelación, en función de la empresa o el momento en el que se solicite, puede suponer un cambio imprevisto muy importante para su productividad.

Es por ello que las empresas deberían contar de antemano con soluciones de gestión horaria para poder garantizar agilidad y eficacia en las tareas diarias del departamento de recursos humanos, pero también para gestionar y planificar de forma óptima todos los cambios que se deban realizar en la empresa respecto a los horarios y turnos de trabajo.

Con softwares como Nubhora, el departamento de recursos humanos podrá crear nuevos horarios personalizados y flexibles para aquellos trabajadores que soliciten una reducción laboral. Así, el departamento de recursos humanos podrá garantizar la conciliación laboral de sus empleados, a la vez que también permitirá organizar y planificar de manera eficiente y ágil los demás turnos de trabajo u horarios para que la reducción laboral no afecte en la productividad de la empresa.

Marketing junior en el departamento de Marketing de Inology. Graduada en Publicidad y Relaciones Públicas por la Universitat Autònoma de Barcelona.